viernes, 21 de diciembre de 2012

TOPPER-DUMMIE Dibo, El Dragón de los Deseos


Hoy no os traigo una receta, ni siquiera, lo que os voy a mostrar se come (bueno, en realidad se podría...) pero me hace mucha ilusión compartir un trabajito más en fondant, con todos vosotros.

Se trata de un "topper-dummie"; bueno, hablando en cristiano, una pequeña tarta falsa que servirá para poner como adorno sobre la tarta de cumpleaños del pequeño homenajeado...El encargo me lo hizo su mamá, compañera de trabajo de mi cuñá Elo; no se decir que no, lo confieso; y aun a sabiendas de que no estoy en mi mejor momento de "creatividad" y ganas de hacer cosas, dije que sí...

Debo confesar que me ha costado; me ha costado lo suyo hacer este personaje. Tuve que buscar imágenes y vídeos de estos dibujos para poder recopilar información ya que no tenía ni idea de cómo empezar...Cuando lo tuve delante del monitor, pensé que en menudo lío me había metido! me parecía muy complicado; mas que nada porque si no se consigue la expresión del personaje lo mas parecida al original; se corre el riesgo de que los niños no reconozcan su dibujo favorito. Además, se trata de un Dragón de trapo, ¡no queráis saber la de pequeños pespuntes que lleva el puñetero! y eso que no he sido capaz de ponérselos todos porque entre costuras y detallitos, el modelado tiene "tela" jajaja...

Utilicé pasta para modelar Ballina; para comer es riquísima porque sabe a piruleta, pero para modelar grandes piezas, me pareció bastante blanda para trabajar. Tuve que optar por utilizar piezas de porexpan como soporte (un huevo para el cuerpo y una esfera para la cabeza) ésto me facilitó bastante el trabajo, ya que aligeraba la pieza a la vez que le daba un "esqueleto" firme para que se sostuviera sin problemas.

La base también es de porexpan, forrada con fondant Sodifer y los detallitos también están hechos con la misma pasta para modelar que el Dragón.

Y bueno, aquí os dejo unas cuantas fotos del resultado; creo que al final, no quedó tan mal. Ahora sólo queda que el pequeño Martín, de el "visto bueno"...





martes, 11 de diciembre de 2012

ROSCOS DUROS DE MOTRIL



Hoy os traigo unos roscos típicos de mi tierra; un sabor que me trae recuerdos de antaño...Antiguamente, estos dulces se compraban en las panaderías de barrio en época de Semana Santa, recuerdo que era capaz de comerme dos o tres de una sentada y es que ese aroma a anís, me encantaba...

En la actualidad, ya los podemos comprar durante todo el año y en parte, han perdido algo de ese "encanto". No es lo mismo esperar todo un año para degustar un rico dulce que poder adquirirlo en cualquier época del año.

Hace mucho tiempo que andaba buscando la receta, y mira por donde, mi amiga Claudia; cuyos padres han tenido una panadería durante muchos años, me comentó que su hermano me podía dar la receta original que elaboraban en su obrador.

Una receta sencilla por sus ingredientes y elaboración; como única "pega" decir que son duros de nombre y de comer, así que hay que cuidar de morderlos con "cariño" si no queremos que peligren nuestras piezas dentales jajaja....A parte bromas, estos no me han salido demasiado duros, por fuera son crujientes pero por dentro quedan blandos y muy ricos...

ROSCOS DUROS DE MOTRIL
(Receta familiar de mi amiga Claudia)

Ingredientes:

Un kilo de harina de la de hacer pan (la podéis comprar en panaderías)
500 gr. de azúcar
250 ml de vino blanco de buena calidad
250 ml de aguardiente ( tipo anís del mono seco)
250 ml de aceite de oliva virgen extra
30 gr. de matalahuga o ajonjolí
Una pizca de sal


Elaboración:

Ponemos todos los ingredientes excepto la harina en un bol amplio y mezclamos con una cuchara o espátula.

Añadimos la mitad de la harina y mezclamos con una cuchara de madera, incorporamos el resto de harina y amasamos hasta conseguir una masa muy manejable. Podemos hacer todo el proceso en amasadora, aunque yo lo hice todo  a mano, al estilo antiguo jejeje....

Dejamos reposar la masa tapada con film, una media hora. Mientras encendemos el horno para que se vaya calentando a unos 210º-220º.

Para que me salieran todos los roscos del mismo tamaño, fui pesando porciones de masa de unos 90 gr. formaba una bola y de ahí, hacía una tira rodando la masa por la superficie de trabajo; unimos ambos extremos y vamos poniendo los roscos en la bandeja del horno preparada con papel sulfurizado.

Horneamos a 210º, calor arriba y abajo con aire durante 18-20 minutos (es lo que me tardaron a mi) Cuando tengan un bonito color dorado, sacamos a una rejilla para que enfríen...

Mientras se hornean, el aroma que desprenden se esparce por toda la casa, una delicia...¿Os animáis?


jueves, 6 de diciembre de 2012

BIZCOCHO CON SABOR A NAVIDAD


Hoy toca otro dulce; y este con muuucho sabor a Navidad. Vi la receta en el blog "Los Postres de Teresa" y supe que tenía que hacerlo. Es un pastel muy aromático, consistente por sus ingredientes, con una textura esponjosa y húmeda. Mientras se hornea, se puede disfrutar un delicioso aroma que se esparce por toda la casa; adelantando la entrada de la Navidad....

He aprovechado un montón de frutas escarchadas que tenía en la despensa; unas pasas y arándanos macerados en ron pálido y unas nueces que por casualidad me mandaron ese mismo día, NUECES DE CALIFORNIA una empresa que muy amablemente, me manda muestras de sus productos y recetarios, por tener su logo en mi blog; y en esta ocasión venían acompañadas de una espátula de silicona como regalo adicional. Gracias a NUECES DE CALIFORNIA.

Un dulce muy recomendable, y eso que personalmente, no soy muy fans de los bizcochos con frutas escarchadas, pero éste, está taaaan rico...Animaos a probarlo, no os arrepentiréis.

BIZCOCHO CON SABOR A NAVIDAD

Ingredientes:

600 gr. de frutas escarchadas variadas; pueden ser también pasas, orejones, arándanos desecados, etc...
200 gr. de ron pálido de Motril (en la receta original brandy)
250 gr. de mantequilla a temperatura ambiente
6 huevos L
50 gr. de nueces de California (en trocitos grandes)
100 gr. de harina de almendra
300 gr. de harina de repostería
250 gr. de azúcar moscovado
12 gr. de levadura Royal
Una cucharadita de canela molida
Media cucharadita de nuez moscada
Media cucharadita de jenjibre molido
Ralladura de naranja y limón
Una pizca de sal

Opcional, para decorar: almendras laminadas, azúcar glass.


Preparación:

La víspera a la preparación ponemos todas las frutas troceadas en un bol junto con el licor elegido; en mi caso ron pálido. Las dejamos macerar al menos un día para que cojan los sabores.

Pre calentamos el horno 170º con ventilador.

Cernimos la harina junto con la levadura y mezclamos con la harina de almendra, la sal y las especias. Reservamos.

En un bol grande, ponemos la mantequilla junto con el azúcar y batimos con unas varillas eléctricas; cuando la mezcla esté un poco montada, añadimos dos huevos y seguimos batiendo.
Vamos añadiendo la mezcla de harina reservada y el resto de huevos de uno en uno; alternando: harina, huevo, harina, huevo....Ponemos las ralladuras de limón y naranja, la fruta macerada junto con el licor y mezclamos hasta que se haya incorporado todo bien.

Engrasamos un molde desmontable de unos 27 cm. de diámetro, ponemos la masa ayudándonos con una cuchara o espátula para alisarla lo mejor posible ya que es bastante densa.

Metemos en el horno durante una hora aproximadamente a 160º-170º. Pero eso dependerá de cada horno, a mi se me hizo en una hora, pero Teresa dice en su blog que primero se pone una hora y luego otros 20 minutos tapado con papel aluminio para que no se tueste por encima, pero a mi no me hizo falta pues en una hora ya estaba listo.

¿Un trocito para el café?


Aprovecho para comentaros que me he animado a participar en un concurso navideño que organiza el grupo Credipaste en Facebook.  

Participo con una tarta que hice el año pasado, no se si la recordaréis:


Si queréis, podéis darme un empujoncito; sólo tenéis que pinchar aquí y darme un "me gusta" (si os gusta, claro jijiji) Gracias anticipadas, un beso...









UN REGALO MUY DULCE....


Hoy quiero compartir con todos vosotros, un regalo muy entrañable, que recibí hace ya algunas semanas. Por un motivo o por otro, no he podido publicar esta entrada pero de hoy no podía pasar...

Hace algunos días recibí un paquete que no esperaba... Toda nerviosa abro el papel y veo una bonita caja; dentro había unas preciosas galletas decoradas con glasa, a cada cual mas bonita pero las que me han cautivado son las de los dibujos de muñequitas orientales. Son tan delicadas y taaaan bonitas...También había una preciosa vela decorada a mano con motivos navideños y una nota que me llegó muy adentro...

No tenía ni idea de que una persona muy especial había pensado darme esta dulce sorpresa; y vaya que si lo consiguió....

Esta persona no es ni mas ni menos que Isabel, del blog "La cocina de Morenisa"; una mujer encantadora y tan dulce como estas preciosas galletas. Tuve ocasión de compartir con ella mi primer curso de tartas fondant, hace ya algunos años. Seguimos en contacto por nuestros blogs e emails y ahora mas frecuentemente por facebook.

Isabel, con esta pequeña entrada, quiero agradecerte de todo corazón este hermoso detalle. Tus palabras me emocionaron y tu regalo me hizo mucha ilusión...¿Te confieso algo? no he sido capaz de comerme ninguna galleta. No creas que no he estado tentada (huelen deliciosamente bieeeen!!!) pero me da mucha pena estropear estas pequeñas obras de arte. Muchas gracias por ser como eres, por tu apoyo y tu amistad...GRACIAS!

Mirad, mirad que galletas mas finas y elegantes; ¿a que son preciosas?


Y estas son un adelanto navideño...que bonitas!


Una fotillo más, es que son taaan bonitas!!!