sábado, 9 de febrero de 2013

TORTA DE AZÚCAR CON MASA MADRE NATURAL



Qué ganitas le tenía a esta receta! cuando la vi en el blog de mi amiga Lidia, "Atrapada en mi cocina" fue como un "flechazo" ¡como puede salir algo tan rico de la mezcla de unos ingredientes taaan humildes!...

Ya se que este tipo de tortas se pueden encontrar en casi todas las panaderías de barrio, pero como ésta no; ésta es caserita, hecha con mucho amor y con una masa madre natural que le da ese sabor y esa textura tan especial...

He seguido la receta casi al pie de la letra (jejeje) sólo he añadido un puñado de matalahúga a la masa y he cambiado la cantidad de levadura prensada que lleva la receta de Lidia, por 100 gr. de mm + 3 gr. de levadura seca de panadería (para ayudar a la mm, pues hace mucho frío).

Y tras la "confesión", os dejo la receta con mis pequeños cambios. Si queréis hacer la receta original, la podéis encontrar aquí.




TORTA DE AZÚCAR CON MASA MADRE NATURAL

Ingredientes (para una torta mediana)

450 gr. de harina de fuerza
150 ml de agua
150 ml de aceite de oliva virgen extra
1 huevo (el mío de corral)
5 gr. de sal
10 gr. de azúcar
100 gr. de masa madre natural (hidratada al 100%)
3 gr. de levadura seca de panadería




Elaboración:

Para el amasado de nuevo he vuelto a utilizar la panificadora. Me gusta como deja las masas y además, prefiero amasar en ella cuando se trata de poca harina.

Unos días antes, empiezo a alimentar mi masa madre para quitarle acidez; el día que voy a preparar la masa, la alimento por la mañana para que por la tarde que es cuando suelo amasar, esté llena de burbujas y en plena efervescencia...

Pongo todos los ingredientes (primero los líquidos) dentro de la cubeta y programo solo amasado; voy viendo el proceso y si veo que necesita unos minutos más de amasado, pongo de nuevo el programa, hasta conseguir una masa lisa y elástica.

Dejo la masa en un bol aceitado y tapada con film fuera de la nevera hasta que me voy a acostar; la dejo toda la noche dentro y por la mañana, un par de horas antes de utilizarla, la saco para que se atempere.

Por la mañana, pongo la masa sobre la encimera aceitada y le doy forma de torta. De primeras, cuesta porque estiras por un lado y se encoje por otro. Lo mejor es dejar reposar unos minutos para poder seguir estirando hasta conseguir la forma deseada.

Ponemos sobre la bandeja de horno con papel parafinado y la dejamos una hora para que leve.

Metemos en el horno pre calentado a 220º, calor arriba y abajo, sin aire, durante unos 20-25 minutos.

Sacamos a una rejilla, dejamos enfriar ( si sois capaces, jajaja) y a disfrutar!!!



8 comentarios:

Mila dijo...

Me encantan este tipo de tortas, te ha quedado con una pinta fabulosa, me llevo unos trocitos.
besos

Lidia de la O dijo...

Susana, ya he visto las dos recetas. Esos panes de espelta te han quedado increibles, cuando vaya al Alcampo compro esa harina, que yo el otro día acabé la mía. Y con respecto a la torta de azúcar, el añadido de la masa madre tiene que hacerla aún más espectacular. Me encanta esta torta de azúcar y con esta misma receta quiero preparar también la torta de chicharrones, de hecho Ana, de Corazón de Almíbar usó la misma masa para la torta de chicharrones y le quedó estupenda. En cuanto pueda me ponga con ella, pero me gustaría preparar la masa madre, aunque no he tenido nada de suerte con ellas, cuando la he preparado o cuando me la han regalado, no tengo paciencia, pero viendo tus resultados...., voy a probar de nuevo. Voy a mirar qué receta usas tú de masa madre, a ver si me animo con ella.

Susana dijo...

Mila, creo que somos de gustos parecidos, este tipo de tortas también me encantan! Gracias por tu comentario, un beso.








Lidia, la torta la tenía en pendientes desde que la vi en tu blog. Me encantan estas tortas y aunque la puedo comprar en cualquier panadería, debo decirte que esta receta me ha parecido la torta mas rica que he probado, muy suave y jugosa; casi parecía bizcocho!

En cuanto a la masa madre, es cuestión de hacerse a la idea que tienes un Gremlins en la nevera, aunque no es necesario que la alimentes todas las semanas si no la utilizas. Eso sí, paciencia hay que tener para las masas con masa madre, ya sabes que los levados son muuuuuuu lentos. Te he dejado un mensaje en facebook, ya me cuentas. Un besito.

La Princesa Pastelera (midulceprincesa.es) dijo...

Qué pinta más buena, Susana. Yo aún no me atrevo con las masas madre. Cuando os leo comentar términos como alimentarlas, quitarles acidez, etc, me parece que habláis en chino. Pero ya me pondré, ya... Mientras, me deleito viendo vuestras fotos e intentando imaginar el olorcito que desprenden.
Un beso.

Susana dijo...

Princesa, no le tengas tanto "respeto" a la masa madre; no es mas que una especie de tamagochi que vive en tu nevera...jijiji. Bueno, ahora en serio; anímate y pruebas, verás que masas mas deliciosas vas a poder disfrutar. Un beso, guapa.

Anónimo dijo...

Que rico se ve! La voy hacer!

Susana dijo...

Gracias anónimo, si te animas y la haces, cuéntame que tal ¿vale? saludos.

ecos de ubeda dijo...

tien buen cara